Esta web utiliza cookies para obtener datos anónimos de acceso. Si continúas navegando, consideramos que aceptas nuestra política de cookies.

×

Escudo

Ayuntamiento de Villanueva de la Concepción

Escudo

Hace más de cien años la actual Villanueva de la Concepción existe como villa rural, declarada así por decreto de 3 de noviembre de 1880 del gobierno Civil de la Provincia en aplicación de la ley de 5 de junio de 1868 de Poblaciones Rurales.

Escudo de Villanueva de la Concpeción

No lejos de la villa, apenas a dos km., y en el entorno de un pequeño cerro, el “Cerro del León”, estuvo la antiquísima Oscua, en la que numerosos patricios romanos, como en el caso de la vecina Neskania, tuvieron sus villas de recreo.

Respecto de la heráldica, en recuerdo de la ciudad de Oscua, en el Cerro del León, se representa con un león echado y en tranquila actitud sobre un pedestal de piedra, naturalmente con el tono rojizo del mármol del Torcal, en uno de sus cuarteles.

El Castillo de Xébar y todas las vicisitudes que tuvieron lugar a su alrededor quedaría perpetuado por la inclusión de un Castillo en otro cuartel, naturalmente de gules en atención a su papel guerrero y de defensa.

El Torcal, elemento geográfico de enorme importancia en el entorno puede ser representado por un “camorro tableado”, típica construcción kárstica, sobre una terraza de sinople, en un tercer cuartel.

Finalmente un último cuartel debe reservarse para la agricultura, razón de ser de la vida local y entre los posibles elementos proponemos una rama de almendro en flor en representación de su producción y como homenaje al esfuerzo laborioso de su plantación, apartando piedras y más piedras, mientras un campo de oro nos recuerda la riqueza de su término.

Queremos tener un recuerdo finalmente hacia la constancia y perseverancia de sus habitantes; su firmeza y sus deseos. Su espíritu constructivo y creador. Nada mejor que el azul, que representa estos conceptos, en forma de filiera, rodeando los cuarteles con su alusión, además, a la Concepción, representada con ropaje azul por Alonso Cano, Rivera, Murillo y otros, y que da nombre a la villa, aunque no sepamos exactamente la razón.

Se timbra el escudo heráldico, la Corona Real Cerrada como corresponde a su dependencia.